¿Tu mascota come carne cruda? Corre un grave peligro

¿Por qué no debes darle carne cruda a tu mascota?

Si eres de las personas de la idea que la carne cruda es mucho más saludable que la procesada como las croquetas, piénsalo dos veces e infórmate primero antes alimentar a tu mascota.

La carne cruda es un grave peligro para tus gatos o perros y de acuerdo a una investigación realizada por expertos de la Universidad de Utrecht, en los Paises Bajos, no ofrece ninguna ventaja nutricional.

Sin embargo, los defensores de la Alimentación Cruda Biológicamente Apropiada (ACBA), promueven este tipo de practicas, ignorando el peligro que pueden llegar a ocasionar. Ellos se respaldan diciendo que la carne, huesos y órganos descongelados, son más sanos porque no tienen conservadores y otros aditivos que las croquetas pueden tener.

¿Pero que dicen acerca de un análisis científico hecho a productos congelados de 7 marcas diferentes? Si usted no lo sabía, el estudio demostró que hay niveles alarmantes de salmonela, listeria y E coli en las carnes crudas. El 23 % de los productos tenían un tipo de E coli, mientras que 80% de las muestras tenían otro tipo de patógeno resistente a los antibióticos.

Así mismo, alertan que comprar los productos congelados en vez de prepararlos en casa no previene el desarrollo de las bacterias y parásitos en los alimentos.

Los humanos en peligro

La carne cruda causa problemas dentales e intestinales en los animales, debido a los pocos nutrientes que contiene. Y lo más grave del asunto es que las enfermedades que las mascotas adquirieren por la carne cruda, son de fácil contagio a los humanos.

Es decir, este tipo de contagio se conoce como “contaminación cruzada” y suele suceder cuando la preparación de los alimentos o simplemente por tener contacto cercano con el animal enfermo.

En conclusión: La alimentación para mascotas con carne cruda es una práctica que representa un grave peligro para la salud del animal y la persona. Comparte para que otros garanticen la buena salud en sus hogares.