Los drones sustituyen a los cazadores de tormentas

Debido al peligro que corren los cazatormentas, los drones conectados a internet tomarán el relevo, dejando que los científicos saquen sus conclusiones de los datos que recojan

Los drones sustituyen a los cazadores de tormentas

Compartir es demostrar interés

Los tornados son muy frecuentes en Hollywood.

Toman rutas imprevisibles, arrancan casas enteras del suelo y lanzan los camiones a su paso como si fueran de juguete.

Hasta hace poco, los cazatormentas tenían que acercarse lo suficiente al tornado para poder introducir a mano su equipo de medición.

Pero estos cazadores de tormentas ya no tendrán que arriesgar la vida.

Los drones pueden tomar el relevo, dejando que los científicos saquen sus conclusiones de los datos que recojan.

El proyecto estadounidense ‘Sirens’ lleva a cabo experimentos utilizando drones de plataforma de ala fija para investigar los tornados.

Se eligió este tipo de vehículo por su habilidad de permanecer en el aire durante más tiempo proporcionado un vuelo estable con fuertes vientos y porque alcanza los 160 Km/h que se necesitan para poder penetrar en un tornado.

Pero introducir el dron en el tornado es la mitad de la batalla, después el aparato necesita registrar los datos.

DroneDeploy es una empresa que ha creado un sistema remoto de grabado y transmisión capaz de funcionar dentro de un tornado.

Eso permite que el dron esté conectado a Internet, y lleva un hardware de telemetría en sus alas para hallar el aparato después de su batalla con los elementos, o lo que quede de él.

El sistema permite el control del dron desde cualquier lugar del mundo mediante Internet.

Así que los cazatornados pueden estudiar varios a la vez en distintos lugares.

Cuantos más datos recojamos, mejor interpretaremos las señales, lo que se traducirá en una mayor seguridad.