LG revela el primer televisor OLED 8K de 88 pulgadas

LG revela el primer televisor OLED 8K de 88 pulgadas

El OLED 8K de LG no ha sido la única novedad mostrada por la firma, que también anunció la incorporación de Google Assistant en todos sus televisores AI ThinQ TV.

Si ha habido una tendencia en televisores durante la feria IFA de este año han sido, sin duda, los modelos con resolución 8K. Y es que firmas como Samsung, Philips, Sharp o Toshiba han mostrado sus propuestas, que llegarán al mercado este mismo año pese a la dificultad para obtener contenidos con esta calidad de imagen.

LG tampoco ha sido una excepción, con la presentación del primer televisor 8K con panel OLED del mundo. Los coreanos no han desvelado de momento demasiada información sobre este modelo con más de 33 millones de píxeles (7.680 x 4.320), aunque sí ha trascendido que estará disponible con un tamaño de 88 pulgadas. Sin fecha de comercialización oficial, se prevé que comenzará a comercializarse a partir de septiembre de 2019. Sobre su precio, se espera que sea superior al de las pantallas 8K con tecnología LED —Samsung, por ejemplo, ha establecido entre 5.000 y 15.000 euros el coste de sus televisores QLED 8K durante la feria—.

Una tecnología en expansión

Como uno de los principales fabricantes de paneles OLED del mundo, la firma se ha volcado con esta tecnología que ofrece numerosos beneficios para el espectador, como la posibilidad de disfrutar de negros realmente negros y uniformes. Es así debido a la forma de crear la imagen, que se basa en el uso de píxeles orgánicos capaces de emitir luz y apagarse por sí mismos, frente a la necesidad de una retroiluminación de los televisores LCD. Esto, además, supone que cuando un objeto muy brillante aparece en la imagen junto a uno muy oscuro, el primero no derrame ningún halo de luz sobre el segundo que aclare su tono.

Además, y gracias a que cada vez más fabricantes apuestan por ella —firmas como Sony, Panasonic y Philips ya cuentan con modelos OLED en su catálogo—, aumenta progresivamente su implantación en los hogares. Según cifras de la propia LG, durante la primera mitad del año se han vendido más de 1,3 millones de paneles OLED de gran tamaño en el mundo; más del doble que el año pasado en el mismo periodo (0,6 millones). Se prevé, además, que este crecimiento será continuado durante los próximos años: la coreana espera vender más de 2,9 millones de paneles en 2018 por los 1,7 millones del ejercicio anterior.

Las previsiones según las consultoras independientes son igualmente halagüeñas. Así, IHS Technology estima que durante 2018 se distribuirán más de 2,7 millones de televisores OLED, que aumentarán los 5 millones en 2020 y 13 millones en 2024.

Con asistente

El OLED 8K de LG no ha sido la única novedad mostrada por la firma, que también anunció una pantalla 8K con tecnología LED de 75 pulgadas o la incorporación de Google Assistant en todos sus televisores AI ThinQ TV, entre los que se encuentran los OLED Signature W8, C8, E8 y B8, así como los LED SK9500, SK9000 y SK8000.

Gracias a ello, y siempre y cuando estén conectados a Internet, podrán obedecer órdenes de voz a través del micrófono de su mando a distancia: cambiar de canal, subir el volumen, programar el apagado, buscar contenidos, preguntar el pronóstico del tiempo o localizar un restaurante cercano, entre otras muchas opciones.

En ES interesante | “The Window”, el primer televisor transparente de Samsung